Ideales para incorporar arenas que mejoren la textura y el drenaje del suelo y por tanto el mejor desarrollo radicular. Pequeñas para espacios reducidos, de mediana capacidad y de gran capacidad... ¿quién da más?.

 

También podemos utilizarlas para incorporar caucho o arena en césped artificial.


Recebadoras manuales

Recebadora manual
Recebadora manual

Recebadora manual LT100:

Recebadora manual práctica y compacta. Sistema de dosificación y control de apertura y cierre.

Grandes ruedas neumáticas hacen el trabajo más cómodo. Doble eje rompe terrones.

Útil para aplicar arena, compost, caucho,... Puede utilizarse tanto en césped natural como artificial.

Muy útil para extender la arena de forma precisa y uniforme.

 

Anchura de trabajo: 400 mm

Capacidad de la tolva: 100 litros

Peso (vacía): 30 kg


Recebadora manual LT180:

Recebadora manual práctica y compacta. Sistema de dosificación y control de apertura y cierre.

Grandes ruedas neumáticas hacen el trabajo más cómodo. Doble eje rompe terrones.

Útil para aplicar arena, compost, caucho,... Puede utilizarse tanto en césped natural como artificial.

Muy útil para extender la arena de forma precisa y uniforme.

 

Anchura de trabajo: 700 mm

Capacidad de la tolva: 180 litros

Peso (vacía): 40 kg


Si desea mayor capacidad, la recebadora LT300 tiene 300 litros de capacidad. Recebadora de mano para repartir compost o mantillo, arena, caucho, fertilizantes, sal, y cualquier material que sea capaz de fluir por gravedad. Una palanca en el manillar empieza el reparto inmediatamente y lo cierra al instante al soltar la palanca. La graduación permite al operador conseguir el espesor de reparto deseado.


Recebadoras autopropulsadas

Recebadora autopropulsada LT900

Recebadora autopropulsada que permite un reparto uniforme y facilita el posterior cepillado del césped.


Anchura de trabajo: 850 mm

Capacidad de la tolva: 200 kg aproximadamente

Medidas: 140x85x85 cm

 


Recebadora autopropulsada de disco:


Recebadora ligera con esparcimiento mediante disco. Ideal para recebos livianos. Máquina muy productiva dado que su anchura de esparcimiento es de 3,5 m. Su ancho de tan solo 86 cm, hace que sea perfecta para aplicaciones en áreas reducidas. Maniobrable y eficiente. Motor Honda de 5,5 CV. Ancho de esparcido regulable de 1 a 3,5 m. Capacidad de la tolva de 330 litros. Velocidad hasta 10,5 km/h. 


Recebadoras de arrastre

Esparcidora de arrastre DTS100:


Anchura de trabajo: 100 cm.

Capacidad de la tolva: 80 Kg.

Ruedas neumáticas de 14".


Recebadora GKB de cepillo Topdrop:

Recebadora GKB Topdrop
Recebadora GKB Topdrop


Permite recebos de precisión con el sistema de reparto mediante cepillo.

Tres modelos con capacidades de 1, 2 y 3 m3.

Anchura de trabajo: 140-200 cm según modelo.

Espesor del recebo: 1-20 mm.


Recebadora GKB de discos Sandspreader:

Recebadora GKB Sandspreader
Recebadora GKB Sandspreader

 


Recebadora de gran productividad con reparto de la arena mediante discos centrífugos.

Opcionalmente dispone de cubierta para evitar que la arena se moje o vuele.

Tres modelos  con capacidades de 2, 3 y 5 m3.

Dispone de cuatro grandes ruedas que reparten el peso uniformemente.


Recebadora escarificadora Sand-Filler:

 

Sandfiller es un todo en uno: realiza un escarificado mediante verticut, extrae colchón y sustrato, lo recoge en una tolva y rellena el verticut con un recebo de arena.

A diferencia de otras máquinas, al extraer evita la compactación. El verticut profundiza a 4 cm.

Es un sistema rápido de aireación y recebo, sobre todo en greens donde se gana mucho tiempo y se ahorra mano de obra.

Es la única diseñada con tres rodillos que le permiten adaptarse al contorno del terreno y reparten con mayor eficiencia el peso sobre la superficie.

 

Requiere de un tractor con 45-60 HP.

Anchura de trabajo: 120 cm.

Profundidad de trabajo: 0-4 cm.

Cuchillas de carburo de 3 o 4 mm.

Espacio entre cuchillas: 38 mm.

Capacidad tolva de arena: 150 cm3.

Capacidad tolva de recogida: 450 cm3.

Peso: 620 kg.


Recebadoras autocargantes

Recebadora autocargante Blec SLTD100:

Para enganchar al tractor. Requiere de tomas hidráulicas. Al ser autocargante, es suficiente un solo operario y no necesita una máquina cargadora. Esparce tanto material seco como húmedo. Tres modelos distintos que cargan 580, 840 y 1.120 litros; con anchuras de trabajo de 100, 150 y 200 cm.